Uso adecuado del 9-1-1 permite optimizar recursos de primera respuesta para solventar la emergencia sanitaria nacional

El Servicio Integrado de Seguridad ECU 911 es la institución que diariamente y de manera ininterrumpida trabaja para la coordinación en la atención de emergencias en todo el territorio ecuatoriano y el 9-1-1 es el canal que tiene la población para acceder a este servicio, por lo tanto es necesario que las personas hagan uso responsable de este mecanismo de alerta para que todos los recursos de las entidades articuladas de respuesta inmediata se movilicen para atender situaciones derivadas de la emergencia sanitaria nacional y casos reales de emergencia. 

Hasta las 06:00 de este martes 17 de marzo, se recibieron al 9-1-1 aproximadamente 15.000 llamadas por inquietudes ciudadanas sobre las resoluciones establecidas por el COE Nacional y estas comunicaciones no permiten la optimización de recursos para enfrentar la situación actual del país.

También, más de 5.800 dispositivos de videovigilancia se usarán para monitorear que las resoluciones nacionales se cumplan a escala nacional. Todos los centros locales y zonales del ECU 911 se han constituido en las sedes donde las autoridades coordinan las acciones encaminadas a solventar eventos relacionados con la emergencia sanitaria y por eso es fundamental el uso adecuado que se hace de la línea 9-1-1.

El mal uso de la línea única 9-1-1 produce encolamiento en las llamadas que recepta la central de emergencias, obstaculiza la atención de incidentes y no permite que los recursos técnicos y logísticos de las entidades articuladas se movilicen de manera efectiva.

De igual forma, se recuerda a la ciudadanía que no se debe usar el 9-1-1 para realizar consultas relacionadas con las medidas decretadas por las autoridades estatales y usar los mecanismos oficiales implementados para este objetivo. En esta emergencia sanitaria, todos los recursos de las entidades articuladas deben estar totalmente disponibles para afrontar la actual situación.

 

El ECU 911 hace un llamado a la corresponsabilidad y compromisos ciudadanos para hacer uso adecuado de la línea única para emergencias que beneficia a todos.


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *